Costillas a la barbacoa con miel // BBQ Baby Back Ribs

Sería todo un sacrilegio dejar pasar de lado esta auténtica oda a la comida Americana. Y es que ya estaba tardando en llegar la receta de las auténticas BBQ Baby Back Ribs – costillas de barbacoa a la miel- con las que tantas veces nos hemos chupado del pulgar al meñique en locales que no pasan desapercibidos en este espacio para gordos.

Pues aquí la tenéis, para cuando tengáis tiempo y ganas o, simplemente, estéis tan cerca de final de mes que os cunda más cocinar en casa e invitar a vuestros amantes de la grasa por un precio más económico que personaros en el Foster’s de turno y dejaros 20€.

Es una receta que calificaría de una dificultad media-baja, pero que os llevará unas 4h 30min en total hasta que podáis llevaros una costilla a la boca.

Costillas a la barbacoa con miel (I): La salsa 

La receta de esta deliciosa “magra” hecha salsa varía de un chef a otro, la que os muestro es la última que hice y le quedó un sabor bastante similar a las de Tony Roma’s.  Los ingredientes son los que siguen:

Otra alternativa a esta salsa es incluir el vinagre, la miel y el azúcar moreno a una salsa barbacoa, como las que podéis encontrar en alguna tienda habilitada al efecto (rollo Taste of America en Madrid o Miss Liberty en Murcia) el resultado es igual o mejor. En este caso podéis apreciar en la foto la salsa Jim Beam o la Stubb’s, que son una jodida maravilla.

Costillas a la barbacoa con miel

Costillas a la barbacoa con miel (II): La carne

Una buena bestia parda de 2 kg de costillar de trasero de cerdo (lo que vienen siendo las Back Ribs) no dejará insatisfechos a un grupo de 4 amigos. Si las costillas son pequeñas, serían las que se conocen como Baby Back Ribs.
Costillas a la barbacoa con miel

Costillas a la barbacoa con miel (III): Paso a paso

Salsa:

  1. Dorar los ajos y añadir el resto de ingredientes inmediatamente después.
  2. Dejar reposar a fuego lento durante unos 30 minutos hasta que quede una salsa espesa.

Costillas a la barbacoa con miel
Costillar:

1. Remover con un cuchillo, de los que cortan, todo el exceso de grasa del costillar.

2. Si sois un grupo de varios comensales, recomiendo trocear las costillas previamente de modo que se queden todas por separado y se haga más fácil la tarea de lo que viene siendo engullir. En cualquier otro caso, dejar el pedazo entero tambien queda muy jugoso y vistoso.

3. Una vez terminada la salsa, colocamos las costillas en un recipiente de cristal -resistente a las altas temperaturas que requerirá en el horno- y la vertemos por encima hasta casi cubrir todas las costillas.
Costillas a la barbacoa con miel

4. Cubrimos el recipiente con papel film transparente y dejamos marinar en el frigo durante 2 horas –aunque lo ideal sería dejarlo toda la noche para que se empapen bien del sabor-.
Costillas a la barbacoa con miel
Costillas a la barbacoa con miel

5. Una vez marinadas, sacamos y cubrimos las costillas con papel de aluminio y, a su vez, envolvemos el recipiente de cristal también con este mismo papel.
Costillas a la barbacoa con miel

6. Finalmente introducimos la bandeja al horno precalentado a 150º C y las dejamos unas 2h 15 minutos para que queden “tiernas-ternescas”.

7. Al sacarlas las volvemos a untar en la salsa que haya sobrado para que queden, simplemente, perfectas.

Lamentablemente no tenemos la foto del resultado ya que al abrir el horno y percibir ese jodido aroma, la única neurona que nos funcionaba era la que reza: “Comer YA aunque te quemes el paladar porque, hacer dieta es de cobardes’’.

Disfrutadlas y mancharos mucho los dedos.

loading...

One Response

  1. Marisa

Reply